Centro de preferencia de la privacidad x
Cuando visita cualquier sitio web, el mismo podría obtener o guardar información en su navegador, generalmente mediante el uso de cookies. Esta información puede ser acerca de usted, sus preferencias o su dispositivo, y se usa principalmente para que el sitio funcione según lo esperado. Por lo general, la información no lo identifica directamente, pero puede proporcionarle una experiencia web más personalizada. Ya que respetamos su derecho a la privacidad, usted puede escoger no permitirnos usar ciertas cookies. Haga clic en los encabezados de cada categoría para saber más y cambiar nuestras configuraciones predeterminadas. Sin embargo, el bloqueo de algunos tipos de cookies puede afectar su experiencia en el sitio y los servicios que podemos ofrecer.
Más información Habilitar todas
Gestionar las preferencias de consentimiento
- Cookies técnicas Activas siempre
Son aquellas que permiten al usuario la navegación a través de una página web, plataforma o aplicación y la utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existan como, por ejemplo, controlar el tráfico y la comunicación de datos, identificar la sesión, acceder a partes de acceso restringido, recordar los elementos que integran un pedido, realizar el proceso de compra de un pedido, realizar la solicitud de inscripción o participación en un evento, utilizar elementos de seguridad durante la navegación, almacenar contenidos para la difusión de videos o sonido o compartir contenidos a través de redes sociales.
- Cookies de análisis o medición
Son aquellas que permiten al responsable de las mismas, el seguimiento y análisis del comportamiento de los usuarios de los sitios web a los que están vinculadas. La información recogida mediante este tipo de cookies se utiliza en la medición de la actividad de los sitios web, aplicación o plataforma y para la elaboración de perfiles de navegación de los usuarios de dichos sitios, aplicaciones y plataformas, con el fin de introducir mejoras en función del análisis de los datos de uso que hacen los usuarios del servicio.
- Cookies de Google Maps
Cookies de Preferencias de Google: Estas cookies permiten que los sitios web de Google recuerden información que cambia el aspecto o el comportamiento del sitio web como, por ejemplo, el idioma que prefieres o la región en la que te encuentras.
Rechazar todas Confirmar mis preferencias
Cofenat
Blog Terapias Naturales
Información de interés
Entradas
APTN_Cofenat Thu, 07 Jun 2018 09:24:00 +0200

Esta rutina diaria de 15 minutos te ayudará a deshacerte del dolor de espalda para siempre

Esta rutina diaria de 15 minutos te ayudará a deshacerte del dolor de espalda para siempre
07 de junio de 2018
El dolor de espalda es el factor más debilitante en todo el mundo, con aproximadamente el 90% de los adultos que lo experimentan en algún momento de sus vidas. También es la causa más común de discapacidades relacionadas con el trabajo, y un importante contribuyente a días laborales perdidos.

Con esta rutina diaria de 15 minutos que no solo te ayudará a deshacerte del dolor, sino que también evitará que vuelva a ocurrir. Recuerda hacer algunos ejercicios de calentamiento antes de comenzar.


                                                     Estiramiento de piso de isquiotibiales

                                    

Pasos:

Acuéstate sobre tu espalda con una pierna doblada.
Usando una cuerda de estiramiento y con tus manos, tira de la pierna recta hacia arriba y hacia tu cabeza. Tira hasta que sientas un estiramiento cómodo, pero duro.
Mantén durante 30 segundos esta posición y realiza lo mismo con la otra pierna.
Repite esto dos veces.

Cómo ayuda: los estiramientos del isquiotibial pueden reducir el dolor de espalda al alargar los músculos de los muslos. Los músculos más largos alivian la presión sobe la parte inferior de la espalda y alivian el dolor.


                                                                  Giro de columna acostado


                                             
Pasos:

Acuéstate de espaldas con los brazos estirados a los lados perpendiculares a tu cabeza.
Levanta tu pierna derecha y usa tu mano izquierda para tirar de tu pierna derecha sobre tu pierna izquierda y hacia el suelo en el lado izquierdo.
Mientras lo haces, gira lentamente la cabeza hacia el lado derecho.
Permanece en esta posición durante 30 segundos.
Ahora vuelve lentamente a la posición original y repite del otro lado.
Realizar dos veces.

Cómo ayuda: funciona al liberar la tensión de la parte inferior de la espalda y fortalecer los hombros. También alarga los músculos espinales de apoyo.


                                                            Estiramiento del psoas

                                              

Pasos:

Comienza parándote derecho.
Mueve la pierna derecha hacia adelante y la pierna izquierda hacia atrás mientras doblas la rodilla derecha. Mantén recta la parte superior de tu cuerpo.
Mantén esta posición durante unos segundos y luego baja la rodilla izquierda para tocar el suelo.
Ahora mueve la parte superior de tu cuerpo hacia adelante mientras lo mantienes recto.
Usando tu mano izquierda tira de tu talón izquierdo hacia arriba.
Mantén está posición por 30 segundos y cambia a la otra pierna.
Repite dos veces.

Cómo ayuda: la tarea principal del músculo psoas es flexionar las caderas para levantar los muslos hacia el torso. También, este tipo de ejercicio ayuda a estabilizar la columna vertebral. Estos músculos entran en juego cuando nos movemos, pero se ven afectados negativamente si nos sentamos mucho. Si estos músculos se acortan o se tensan, puede provocar un dolor de espalda. Estos estiramientos funcionan al alargar y fortalecer los músculos del psoas.


                                                            Postura del gato o de la vaca

                                      

Pasos:

Ponerse a cuatro extremidades. Ten las muñecas debajo de los hombros y las rodillas separadas de la cadera.
Inhala y arquea la espalda y mira hacia arriba.
Mientras exhalas, mueve tu espalda hacia arriba, en círculos e intenta mirar hacia tu ombligo.
Realiza esto por un minuto.
Toma un descanso de 30 segundos y repite una vez más.

Cómo ayuda: esta postura aumenta la flexibilidad de tu cuello, hombros y columna vertebral. También estira los músculos de las caderas, la espalda, el abdomen, el tórax y los pulmones. Ayuda a aliviar el estrés de los cólicos menstruales, así como el dolor de espalda baja.


                                                                        Postura de la cobra

                                             


Pasos:

Acuéstate sobre tu estómago con las palmas de las manos en el suelo al lado de tu pecho.
Ahora levanta lentamente la parte superior del cuerpo y el arco. No presiones con demasiada fuerza en el suelo con las palmas de las manos y el arco hasta que estés cómodo.
Mantén esta posición durante 30 segundos.
Repite esto 4 veces.

Cómo ayuda: Esta postura de yoga estira los músculos de los hombros, elimina la rigidez de la parte inferior de la espalda y flexiona además de fortalecer la columna vertebral. También te alivia el estrés y la fatiga.


                                                             Estiramiento de rodilla al pecho

                                       


Pasos:

Acuéstate sobre tu espalda, levanta tu pierna derecha y usa ambas manos para tirar de ella hacia tu pecho.
Mantén la posición durante 15 segundos.
Cambia a la otra pierna.
Repite dos veces este procedimiento.

Cómo ayuda: ayuda a estirar la parte inferior de la espalda, los isquiotibiales y los glúteos. El estiramiento te hace más flexible y aumenta el rango de movimiento en tus articulaciones.


                                                            Postura de perro hacia abajo

                                                

Pasos:

Ponte sobre tus cuatro extremidades, con las muñecas separadas a la distancia de las caderas.
Ahora levanta tus caderas hacia arriba. Concéntrate en tu respiración.
Permanece en esta posición durante 15 segundos.
Regresa a la posición natural.
Realiza una vez.

Cómo ayuda: esta postura alivia el dolor de espalda al estirar y fortalecer los hombros, isquiotibiales, pantorrillas, arcos y manos, lo que ayuda a estabilizar la columna vertebral.


                                                      Gran angular inclinado hacia adelante

                                              

Pasos:

Comienza por tomar una posición sentada con las piernas abiertas. Mantén los muslos arriba y siéntate derecho y erguido.
Inhala y levanta tus brazos por encima de tus hombros.
Exhala, desliza lentamente tu brazo izquierdo por el interior de tu pierna izquierda e intenta alcanzar los dedos de los pies. Si no puedes alcanzar tus dedos de los pies, no te preocupes, con el tiempo y práctica tendrás éxito.
Permanece en esta posición durante 15 segundos y vuelve a la postura neutral.
Repite lo mismo para el lado derecho.
Realiza una vez.

Cómo ayuda: este ejercicio ayuda a estirar el músculo cuadrado lumbar y alivia el dolor muscular en la espalda.

¿Alguna vez has tenido problemas con el dolor de espalda? ¿Qué haces para que este que desaparezca? Sé Constante. ¡Prueba nuestra rutina de 15 minutos y seguro que notas mejoría. 


fuente.-https://genial.guru/