Centro de preferencia de la privacidad x
Cuando visita cualquier sitio web, el mismo podría obtener o guardar información en su navegador, generalmente mediante el uso de cookies. Esta información puede ser acerca de usted, sus preferencias o su dispositivo, y se usa principalmente para que el sitio funcione según lo esperado. Por lo general, la información no lo identifica directamente, pero puede proporcionarle una experiencia web más personalizada. Ya que respetamos su derecho a la privacidad, usted puede escoger no permitirnos usar ciertas cookies. Haga clic en los encabezados de cada categoría para saber más y cambiar nuestras configuraciones predeterminadas. Sin embargo, el bloqueo de algunos tipos de cookies puede afectar su experiencia en el sitio y los servicios que podemos ofrecer.
Más información Habilitar todas
Gestionar las preferencias de consentimiento
- Cookies técnicas Activas siempre
Son aquellas que permiten al usuario la navegación a través de una página web, plataforma o aplicación y la utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existan como, por ejemplo, controlar el tráfico y la comunicación de datos, identificar la sesión, acceder a partes de acceso restringido, recordar los elementos que integran un pedido, realizar el proceso de compra de un pedido, realizar la solicitud de inscripción o participación en un evento, utilizar elementos de seguridad durante la navegación, almacenar contenidos para la difusión de videos o sonido o compartir contenidos a través de redes sociales.
- Cookies de análisis o medición
Son aquellas que permiten al responsable de las mismas, el seguimiento y análisis del comportamiento de los usuarios de los sitios web a los que están vinculadas. La información recogida mediante este tipo de cookies se utiliza en la medición de la actividad de los sitios web, aplicación o plataforma y para la elaboración de perfiles de navegación de los usuarios de dichos sitios, aplicaciones y plataformas, con el fin de introducir mejoras en función del análisis de los datos de uso que hacen los usuarios del servicio.
- Cookies de Google Maps
Cookies de Preferencias de Google: Estas cookies permiten que los sitios web de Google recuerden información que cambia el aspecto o el comportamiento del sitio web como, por ejemplo, el idioma que prefieres o la región en la que te encuentras.
Rechazar todas Confirmar mis preferencias
Cofenat
Blog Terapias Naturales
Información de interés
Entradas
APTN_Cofenat Wed, 29 Jan 2020 12:26:31 +0100

Rótula: condromalacia rotuliana

Rótula: condromalacia rotuliana
29 de enero de 2020
Claves en la Condromalacia Rotuliana

¿Qué es?

La condromalacia rotuliana es el desgaste del cartílago articular de la rótula  se produce por diversos factores, los desequilibrios funcionales suelen generar mayor roce y uso en unas partes que en otras y esto hace que aparezca el desgaste de forma prematura.

 Generalidades

La rodilla está formada por la tibia, el fémur y la rótula a nivel óseo, pero también comprende una serie de ligamentos y elementos musculotendinosos que la dotan de estabilidad y movimiento.

El conjunto de estos elementos tiene que funcionar de forma armónica pues de no  ser así el tejido se destruirá de forma prematura.

Es una articulación sinovial imprescindible para la deambulación y si entendemos que sobre ella se producen enormes y continuas presiones entenderemos también que es un asentamiento perfecto para patologías inflamatorias, traumáticas y degenerativas sobretodo, pero no exclusivamente, para las personas más activas.

Hemos de ser autocríticos pues pese a todos los avances que hay en la actualidad si analizamos  la tasa de personas que tienen o tendrán que recurrir a una prótesis de rodilla en mi opinión es muy alta, y esto tenemos que admitir que es un fracaso debido en parte al desconocimiento que se tiene de ella y por lo tanto a su atención de forma tardía.




Causas – Consecuencias

Un signo que nos indica a los Osteópatas que algo no funciona bien es el ángulo del tendón rotuliano, pues dependiendo de su oblicuidad este nos informa que los ángulos de trabajo son erróneos, lo que hace que los tendones cuadricipitales traccionen de forma dispar sobre la rótula,  desajustando en sus movimientos de elevación y descenso provocando mayor desgaste sobre esta y una sobrecarga de los tendones.

Pero esto no es todo, pues la oblicuidad del tendon rotuliano también genera desplazamientos laterales sobre la rodilla (valgo y varo) y estos generan tensión sobre los elementos estabilizadores de la misma dependiendo de la  interlínea articular donde se produzca el bostezo, el LLI tensandose más en el valgo y LLE en el varo, provocando o pudiendo provocar si esto se mantiene en el tiempo, los más que famosos esguinces de rodilla.

Otros factores a tener en cuenta en la rótula en el caso del valgo son:

-La traslación interna de la rótula

-Que el valgo se da por norma general con ángulos menores a 170-175 grados y por lo tanto más común en mujeres y niños por su laxitud y la anchura de caderas respectivamente.

-Puede estar asociado con la rotación o abducción de la cabeza femoral sobre el acetábulo.

-Puede estar asociado con la rotación interna de la tibia sobre el fémur.


-Puede estar asociado con un aumento de la pronación del pie.

Otros factores a tener en cuenta en la rótula son, en el caso del varo:

-La traslación externa de la rótula.

-Que el varo  se da por norma general con ángulos mayores a 170-175 grados.

-Puede estar asociado con la rotación o aducción de la cabeza femoral con respecto al acetábulo.

-Puede estar asociado con la rotación externa de la tibia sobre el fémur.

-Puede estar asociado con un aumento de la supinación del pie

¿Cómo atenderla?

Es importante ponerse en manos de un Osteópata para que valore todos los aspectos mencionados anteriormente y prepare un plan de trabajo enfocado a dotar en forma y función adecuados a la rodilla de manera que se consiga disminuir la fricción de la patela y por lo tanto su desgaste y envejecimiento.

Este trabajo suele consistir en estirar y tonificar los musculos de forma analitica para devolver el movimiento que principalmente se produce de forma vertical.

Trabajar con masaje el tejido conectivo( músculos, tendones y ligamentos)para disminuir la sobrecarga y reducir inflamación en caso que esta se encuentre en fase aguda o crónica.




El vendaje neuromuscular es un trabajo que suele complementar muy bien pues no solo sostiene si no que redirige y reeduca a la rodilla para que se mantenga bien durante el mayor tiempo posible, sobretodo en la fase inicial.


Gaby Diaz (Osteópata) Socio de COFENAT num.2120

https://www.naturacurantur.com