Centro de preferencia de la privacidad x
Cuando visita cualquier sitio web, el mismo podría obtener o guardar información en su navegador, generalmente mediante el uso de cookies. Esta información puede ser acerca de usted, sus preferencias o su dispositivo, y se usa principalmente para que el sitio funcione según lo esperado. Por lo general, la información no lo identifica directamente, pero puede proporcionarle una experiencia web más personalizada. Ya que respetamos su derecho a la privacidad, usted puede escoger no permitirnos usar ciertas cookies. Haga clic en los encabezados de cada categoría para saber más y cambiar nuestras configuraciones predeterminadas. Sin embargo, el bloqueo de algunos tipos de cookies puede afectar su experiencia en el sitio y los servicios que podemos ofrecer.
Más información Habilitar todas
Gestionar las preferencias de consentimiento
- Cookies técnicas Activas siempre
Son aquellas que permiten al usuario la navegación a través de una página web, plataforma o aplicación y la utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existan como, por ejemplo, controlar el tráfico y la comunicación de datos, identificar la sesión, acceder a partes de acceso restringido, recordar los elementos que integran un pedido, realizar el proceso de compra de un pedido, realizar la solicitud de inscripción o participación en un evento, utilizar elementos de seguridad durante la navegación, almacenar contenidos para la difusión de videos o sonido o compartir contenidos a través de redes sociales.
- Cookies de análisis o medición
Son aquellas que permiten al responsable de las mismas, el seguimiento y análisis del comportamiento de los usuarios de los sitios web a los que están vinculadas. La información recogida mediante este tipo de cookies se utiliza en la medición de la actividad de los sitios web, aplicación o plataforma y para la elaboración de perfiles de navegación de los usuarios de dichos sitios, aplicaciones y plataformas, con el fin de introducir mejoras en función del análisis de los datos de uso que hacen los usuarios del servicio.
- Cookies de Google Maps
Cookies de Preferencias de Google: Estas cookies permiten que los sitios web de Google recuerden información que cambia el aspecto o el comportamiento del sitio web como, por ejemplo, el idioma que prefieres o la región en la que te encuentras.
Rechazar todas Confirmar mis preferencias
Cofenat
Blog Terapias Naturales
Información de interés
Entradas
APTN_Cofenat Wed, 18 Sep 2013 17:22:00 +0200

¿QUE ES LA MOXIBUSITION?

¿QUE ES LA MOXIBUSITION?
18 de septiembre de 2013
Llega el invierno, hay que subir las defensas, el cuerpo va necesitando más calor y se van presentado las patologías derivadas del frío, que son las que más se benefician de terapias como la moxibustión.

El tratamiento con moxa es una de las técnicas utilizadas por la Medicina Tradicional China.

Es conocimiento innato que el calor alivia ciertas molestias, por lo que desde tiempos remotos se ha utilizado como método de curación.

La moxibustión surge en China y consiste básicamente en quemar un material, casi siempre la hierba Artemisa, para aplicar calor sobre puntos del cuerpo, coincidentes con puntos de acupuntura o simplemente con puntos o zonas dolorosas.


La hierba Artemisa

Las hojas de esta hierba, recogidas frescas, secadas y bien molidas, son lo que se usa para hacer la moxa.
La Artemisa vulgaris tiene propiedades hemostáticas, anticonvulsionantes, antihelmínticas y es reguladora del ciclo menstrual.

También se ha demostrado que es el único cuerpo combustible sin llama que puede alcanzar una temperatura de 670º C, haciendo una emisión de infrarrojos de corta longitud de onda, de cualidad muy estimulante.


Indicaciones:

Dispersar el dolor.
Tratar desórdenes crónicos.
Tratar la energía Yang agotada o deficiente.
Tratar las enfermedades frías, como las patologías relacionadas con la ginecología.
Mejora la circulación de la sangre y la energía.

Métodos de aplicación

Rollos o puros de moxa, que se usarán con una aplicación mantenida a unos 3 cm del cuerpo sobre el punto a tratar, o en movimiento, haciendo círculos sobre el punto, siempre sin tocar la piel.

Moxibustión indirecta, interponiendo un elemento entre un cono o bolita de moxa prensada y la piel. Esto permite añadir a las cualidades de la moxa las propiedades del elemento utilizado (ajo, jengibre, sal)

Moxibustión directa, colocando un pequeño cono de moxa, similar a un grano de aroz, directamente sobre la piel. Aunque en China se hace, en Occidente no es recomendable su aplicación.

En acupuntura, se coloca un cono de moxa sobre el mango de la aguja de acupuntura y se prende con incienso.

Caja de moxibustión, se coloca y enciende la moxa en un recipiente específico para pasarlo y abarcar zonas más amplias del cuerpo.

Compresas medicinales, es un método de moxibustión indirecta donde se sustituye la rodajita de jengibre o ajo por emplastos y pequeñas compresas realizadas con hierbas y productos medicinales naturales.

Contraindicaciones y precauciones

Controlar la cantidad de moxa que ponemos, el tiempo que la tenemos en cada punto y la distancia para evitar quemaduras.

Situar al receptor cómodamente y evitar movimientos bruscos, para prevenir que se nos caiga la moxa encendida al suelo, sobre ropa o sobre el paciente.

Asegurarse de que no quedan restos que se puedan prender una vez finalizada la sesión.

No aplicaremos moxa en zonas donde los vasos sanguíneos estén muy superficiales (detrás de las rodillas, cuello, ingles), cara y cabeza, pliegue del codo, cara interna del brazo, antebrazo y muñeca. Tampoco sobre varices, flebitis, etc.

No se realiza moxibustión en procesos febriles ni sobre zonas inflamadas, irritadas o enrojecidas.Tampoco durante el embarazo, a menos que sea para ayudar en el parto o para preparar al bebé para colocarse al final de la gestación. Si se utilizara, es mejor evitar zonas como los hombros o los tobillos por la gran circulación energética que existe.


FUENTE.- http://www.trucosnaturales.com Artículo de Mónica Hidalgo